Integración del sur de España

País: 
España


“El mayor reto en los cuidados del ictus en Cádiz y Andalucía es que se trata de un territorio muy amplio con una población muy dispersada, lo cual dificulta que los pacientes con ictus lleguen a tiempo al hospital adecuado. Así pues, es crucial que todos los profesionales entiendan a la perfección el protocolo del ictus para poder tratar a todos los pacientes a tiempo”, explicó el Dr. Miguel Moya, jefe de Neurología del Hospital Universitario Puerta del Mar (Cádiz, España).
 
Como parte de la iniciativa para resolver este problema, los profesionales de los cuidados del ictus de las regiones de Cádiz, Córdoba, Huelva y Sevilla, celebraron una reunión interdisciplinar Formar al formador (Train the Trainer) el 9 de noviembre de 2018. El evento, organizado por el Dr. Miguel Moya y la asesora de Angels española Lola Beltrán, contó con la asistencia de 85 participantes de un total de 19 hospitales y centros de servicios de urgencias del sur de España. 
 
Lo que sucedió en esa reunión fue digno de admiración: neurólogos, especialistas en medicina interna, médicos de urgencias, enfermeros, radiólogos y personal de ambulancia trabajaron en equipo bajo el manto de la Angels Initiative para hablar sobre los cuidados del ictus en su región y compartieron experiencias, retos a los que se enfrentan, soluciones e ideas para mejorar. 


 
El taller empezó con una actualización del proyecto Angels. A continuación, los participantes se dividieron en tres grupos que fueron rotando por tres sesiones paralelas sobre 1) atención prehospitalaria de los pacientes con ictus y la importancia de la activación del código ictus, 2) fase de decisiones clínicas, 3) análisis de los estudios por TAC y 4) una sesión muy práctica para la gestión de la vía del ictus. Analizamos la posibilidad de implantar el modelo de Helsinki, con un enfoque en las cuatro acciones prioritarias que se ha demostrado que reducen los tiempos de tratamiento. 
 
Las cuatro acciones prioritarias son las siguientes: 
1. Notificar previamente de los servicios de ambulancia al hospital adecuado
2. Llevar directamente al paciente a la mesa de TAC
3. Tratar al paciente en la sala de TAC
4. Dar prioridad a las muestras de sangre con el fin de garantizar un tiempo óptimo desde la llegada hasta el tratamiento
 
Fue emocionante ver que en todas las sesiones reinaba un ambiente animado y creativo; los participantes estaban cómodos e hicieron toda clase de preguntas y participaron activamente en los debates (a veces acalorados) con el fin de mejorar los resultados para los pacientes. Al finalizar el día, el grupo había elaborado numerosos proyectos interesantes e ideas emocionantes para todas las fases de gestión del ictus.  


 
El equipo determinó que todas las regiones implicadas se beneficiarían de una formación complementaria para mejorar los servicios de urgencias, ya que, a menudo, el tratamiento empieza con los servicios de urgencias, los cuales deben activar el código ictus y llevar al paciente al hospital adecuado. Teniendo en cuenta que la notificación previa al hospital ya es un paso muy integrado en el protocolo y que la toma de muestras de sangre ya es responsabilidad del equipo de ambulancias, la siguiente prioridad de mejora se fijó en llevar directamente a los pacientes con ictus a la mesa de TAC como parte del protocolo. Como parte de un seguimiento concreto, se han planificado diversos talleres para mejorar los protocolos de los servicios de urgencias de las provincias de Córdoba, Cádiz y Sevilla.
 
Los participantes identificaron la necesidad de mejorar el conocimiento del personal de enfermería sobre el tratamiento de los pacientes con ictus y, con el apoyo de la Angels Initiative, han empezado a planificar una formación regional en Cádiz destinada al personal de enfermería de los servicios de urgencias, el departamento de urgencias y la atención primaria.
También recibimos muchas solicitudes para empezar a trabajar, o continuar haciéndolo, con equipos de ictus de diferentes hospitales, a fin de mejorar sus protocolos mediante la aplicación de acciones prioritarias y llevando a cabo simulaciones, reuniones interdisciplinares, redes del ictus y formaciones. 
 
No obstante, lo más importante es que sentimos que esta reunión creó un fuerte sentido de comunidad entre los profesionales del ictus en las regiones del sur de España, tal como demuestran todas las risas, números intercambiados y selfies tomados a lo largo del día. Para mantener el espíritu, decidimos crear rápidamente un canal específico en Basecamp para esta región, de modo que todos los interesados pudieran estar en contacto para seguir compartiendo conocimientos, materiales y experiencias. Actualmente, es uno de los grupos más activos en Basecamp que tenemos.  
 
Una vez establecida la relación entre los especialistas del ictus en la región, es fácil ver cómo todos los integrantes del barco empiezan a remar en la misma dirección de forma más uniforme. Estamos ansiosos por ver cuáles serán los resultados positivos que sin duda logrará esta nueva comunidad. 

Powered by Translations.com GlobalLink OneLink Software